Una Guía sobre los Monstruos & Criaturas Misteriosas de la Patagonia

Escribí un libro sobre este tema que será publicado muy pronto. En este blog iré publicando citas y textos interesantes sobre el fascinante tema de la criptozoología de la Patagonia.

Austin Whittall

Bilingüe. Bilingual. English Spanish Blog - Blog inglés - español



23 nov. 2010

El libro: Monstruos de la Patagonia

 
Publicado originalmente en ingés el 12.11.10
 
Zagier & Urruty Publications
 
El 11 de Noviembre fue un día muy importante para mi ya que firmé el contrato con mi editor!. Mi libro será publicado. Estoy contentísimo ya que he trabajado (gustosamente) casi tres años el él, escribiéndolo. Ha sido una experiencia muy grata porque, por un lado he aprendido mucho más de lo que imaginaba sobre los nativos de la Patagonia, sus creencias, su cultura, las peripecias de los primeros exploradores Europeos y los padecimientos de sus primeros pobladores.

También me ha dado una visión más profunda de los mitos y leyendas de los nativos y criollos sobre misteriosas criaturas de los bosques y lagos. Mi investigación ha suavizado el filo de mi escepticismo inicial y de mi racionalidad del siglo XXI y abierto la puerta a muchas preguntas:

¿Puede haber allá afuera alguna criatura desconocida viviendo en los bosques patagónicos?
Aún si no los hubiera en la actualidad, ¿desaparecieron hace poco?
¿Cuál es la explicación más lógica para los avistamientos de críptidos y encuentros con entidades extrañas?
¿Basaron los nativos sus mitos en seres reales de carne y hueso?
¿Es nuestro conocimiento limitado por falta de investigación en el campo?

De todas formas, es una búsqueda que no tiene fin, y aunque mi libro ya ha comenzado su viaje que lo llevará a estar impreso en letras de molde (y quizás en algún formato de libro digital o electrónico), yo continuaré investigando mi tema favorito: Patagonia y sus misterios.

El proceso de la publicación

La firma del contrato y la entrega de mi manuscrito es, por supuesto, el primer paso. Ahora comienza la 'diversión', el libro debe atravesar las etapas de edición, diseño y una completa revisión final antes de ser impreso. Creo que va a ser un final de año coupado y divertido.

El Editor

Mi editor es Zagier & Urruty Publications (verlos en Facebook).

Como editores, se especializan en la Patagonia y en especial, en Tierra del Fuego y la Antártida. Esto es muy apropiado ya que mi libro encaja y cuadra con su campo de interés.

Además de publicar trabajos originales sobre la Patagonia, Zagier & Urruty también han reimpreso varias crónicas y obras de los exploradores, misioneros y aventureros que viajaron por la Patagonia durante el siglo diecinueve. Además publican mapsas que podrás reconocer con su logo de "cola de ballena" de WORLD'S END.

En posteos futuros iré informando como va progresando el proceso de edición, publicación e impresión y cuando pueden esperar verlo en los estantes de su librería favorita.

Agradezco a todos mis lectores (del blog) por su apoyo.
Thank you all for reading my blog.

Austin

 
Patagonian Monsters Book
El Libro: ya está en camino. Copyright © 2010 by Austin Whittall



Read this post in English

Monstruos de la Patagonia - Criptozoologia, Mitos & leyendas de la Patagonia
2010 Año Internacional de la Diversidad Biológica Copyright 2009-2010 by Austin Whittall ©

4 nov. 2010

Monstruo del Lago Villarrica

 
El lago Villarrica o, como lo llamaban los mapuches "Mallolafquen" (de las palabras "mallo = greda blanca y "lafquen" = lago), está ubicado en la Provincia chilena de Cautín, en la Patagonia boreal de Chile (39°15' S, 72°06' W). Es la fuente del río Toltén (donde se han avistado serpientes gigantescas). Como veremos más abajo, también alberga una (o más) criaturas extrañas.

El lago

El lago, tiene su eje mayor de unos 22 km de largo en el sentido este-oeste y el menor, de 11 km de ancho, en sentido norte-sur. En el extremo oriental del lago se encuentra la ciudad de Pucón, mientras que en el occidental se ubica Villarrica. El nombre español del lago proviene de la ciudad (luego arrasada por los Mapuches a comienzos del siglo XVI) que también dió su nombre al volcán (2.840 m de altura) que se encuentra hacia el sur del lago.

Su superficie es de 176 km2 y su profundidad media de unos 120m, con una máxima de unos 165 m. Se encuentra ubicado a poca altura (apenas 220 m), al pie de la cordillera de los Andes.

El monstruo

Existe un video que muestra algo que se describe como el "monstruo del lago Villarrica" y que incluimos a continuación: [1]


Video del Monstruo del Lago Villarrica. [1]

Las imágenes muestran "algo" alargado, de forma cilíndrica, de un eje axial mucho mayor que el transversal. Semejante a un tronco de árbol.

Es interesante señalar que el lago está sometido a una creciente contaminación de diversas fuentes (efluentes cloacales urbanos, deslavado de fertilizantes de procesos agrícolas en la cuenca del mismo, etc.) que han cargado el lago con sustancias que propician el crecimiento de algas (es decir un proceso de "eutrofización". Esto no solo ha deteriorado la calidad de sus aguas (mayor turbiedad y contaminación) sino que ha promovido la proliferación de gran cantidad de algas. [2]

¿Puede ser el monstruo una masa acumulada de aguas empujada por las olas o el viento? ¿se trata de alguna masa boyante de algas en descomposición? o ¿es solamente un tronco?. También podría ser algun mamífero acuático herbívoro que se nutre de estas algas.

Un misterio aun no resuelto.

Fuentes.

[1] Mounstro del Lago Villarrica [sic] por Aguscanal.
[2]Administrador. (2010). ALERTA: deterioro de la calidad de las aguas del Lago Villarrica. 26.08.2010.


Read this post in English


Monstruos de la Patagonia - Criptozoologia, Mitos & leyendas de la Patagonia
2010 Año Internacional de la Diversidad Biológica Copyright 2009-2010 by Austin Whittall ©

Serpiente en el río Toltén

 

Acomienzos del año 2003 hubo algunos extraños avistajes a la vera del Río Toltén River en Chile.

Hoy escribiremos sobre ellos:

El río

Toltén es un río de 230 km de longitud que desagota en el océano Pacífico luego de atravesar en sentido este-oeste, la IX Región Chilena de Araucania.

En la época precolombina marcaba la frontera entre los mapuches (al norte) y los huilliches (al sur)

Sus fuentes se encuentran en el extremo oeste del lago Villarica (hogar de un monstruo lacustre), a 230 m de altura sobre el nivel del mar.

Los avistajes

Una familia que estaba haciendo picnic a orillas del río en la Comuna de Toltén, en el tramo previo a la desembocadura del mismo en el mar, observó:

cuando desde las aguas emergió una serpiente de descomunales dimensiones -al parecer una anaconda- que los quedó mirando de pies a cabeza con ojos asesinos y el diente largo.[1]

Este sorprendente incidente sucedió el 26 de enero y fue relatado por uno de los miembros de la familia, Seferino Curihuanca (or Curihuinca), estaban en el paraje de “Toltén Chico” (según [1]) o cerca del cementerio de “Toltén Viejo” (según [2]), (39°11'S, 73°12'W), cuando:

de pronto observaron el levantamiento de pequeñas olas en el cauce del río. […] no era normal, y sorpresivamente salió una cabeza como de serpiente por unos cuarenta centímetros fuera del agua, […] Tenía como tres metros de largo y era recontra gruesa, como de treinta centímetros de diámetro[1 ft.] [1]

Le tiraron piedras y obligaron a salir del agua, pero le perdieron el rastro porque se escondió entre los matorrales de la orilla.[1]

Seferino dijo que habí oido rumores de que alguién viviendo en la ciudad de Villarrica (aguas arriba por el Toltén) había introducido dos anacondas ilegalmente en el país y ambas se escaparon. Esta persona no hizo ninguna denuncia ante las autoridades por temor a ser castigado por sus acciones.

La señora Yolanda Curihuinca (mismo apellido que Seferino, ¿sería su mujer?) llamó a los Carabineros (policía) y describió a la criatura como: “un monstruo de cabeza grande, le resaltaban los ojos, su piel era de color pardo y media unos 6 metros.” [3]

Notar que en la versión de Yolanda, la serpiente mide el doble que la descripta por Seferino.

Luego de este incidente, los carabineros locales y los bomberos buscaron la serpiente infructuosamente. Los carabineros admitieron haber oido rumores sobre anacondas escapadas pero que nadie habí formulado ninguna denuncia. [1]

Pese a que buscaron la víbora, no lo hicieron en el río ni usaron botes [2], para la policía el incidente fue una “sicosis colectiva […] más ficticia que real." [2].

Más avistajes

Luego de que los Curihuinca viesen a la criatura, otros quince testigos aparecieron denunciando haberlo visto también: [2]

  • En Frutillar, a 2 km de Toltén vieron una criatura gigantesca en la orilla del río que luego se escondió entre los juncos cerca del cementerio de Toltén Viejo.
  • En Tenencia, un vecino comunicó a los carabineros haber visto una serpeinte y que varios hombres que pescaban en las orillas del río huyeron atemorizados de que los atrapase.

Durante los meses de febrero y marzo del 2003, hubo otros avistajes de “serpientes” en la región aunque más hacia el sur (132 km) en el Lago Ranco, parte de otra cuenca hídrica independiente.

Fuentes.

[1] La Cuarta. Santiago. Chile. 28.01.2003. Anaconda de tres metros dejó helada a familia que paseaba en el río Toltén.
[2] Escobar, P. Diario Austral. Valdivia. Chile. 15.06.2004. El día que Toltén enloqueció
[3] Hallazgos de la criptozoologia





Read this post in English

Monstruos de la Patagonia - Criptozoologia, Mitos & leyendas de la Patagonia
2010 Año Internacional de la Diversidad Biológica Copyright 2009-2010 by Austin Whittall ©

2 nov. 2010

Los duendes Tachwull

 
Publicado originalmente en ingés el 08.10.09
 
En mi post previo me referí a unos nativos misteriososos, los Tatchwell y mencioné a unos enigmáticos duendes de la Patagonia, los Tachwüll. Hoy me explayaré sobre estos interesantes enanos:

Los antepasados paleoindios del grupo Tehuelche aonikenk cazaron guanacos de a pie durante milenios utilizando boleadoras y también el arco y la flecha.

Sin embargo, cuando adoptaron el uso del caballo introducido por los españoles, cazaron utilizando exclusivamente boleadoras. La razón es sencilla: tomar puntería y lanzar una flecha a un guanaco en movimiento montado a caballo es más difícil y menos efectivo que girar y lanzar unas boleadoras para enredarle las patas del animal.

Su mayor demanda para las sólidas esferas de piedra los llevó a reciclar las que encontraban diseminados en los antiguos campos de caza de los paleoindios o bien a moldear bolas nuevas en piedra más blanda y menos duradera.

Habiéndose olvidado de sus ancestros paleoindios, los aonikenk creyeron que las bolas que encontraban en los campos habían sido talladas por el misterioso Tachwüll, a quien imaginaban como un pequeño duende con aspecto animal que vivía en los valles cordilleranos.

Creían que se lo podía oir picando piedras entre los cañadones de los cerros, moldeando boleadoras.

Estos Tachwüll eran primitivos (en cierta forma, prehumanos), y eran considerados por los nativos como los primeros hombres en habitar la Tierra, hace eones, antes de que apareciesen los ‘verdaderos’ humanos.

El historiador Federico Escalada, quien los denominó Táchul dijo que estos habitantes originales eran gente pequeña, similares a los gnomos o duendes de los cuentos de hadas de los europeos,

De acuerdo a los nativos, casi todos ellos murieron durante un terrible cataclismo geológico que formó la cordillera andina; pero algunos lograron sobrevivir y continuaron viviendo en las montañas (un entorno tenebroso para los indios), donde según el historiador Rodolfo Casamiquela (quien los llamaba Talwulli) vivían con sus mujeres, las monstruosas Ellëngassën, sobre las que postearé más adelante.

Es interesante que un grupo nativo que vivía en el flanco occidental de los Andes tuviese el mismo nombre que los duendes. ¿Por qué?. ¿Lo recibieron por vivir en el territorio que otrora fue de los enanos? o ¿eran realmente humanos y no enanos los Tachwüll?

Fuentes.

Escalada, F., (1949). El Complejo Tehuelche. B. Aires: Coni. pp. 327.

Casamiquela R., (1988). En pos del gualicho. B. Aires: Fondo Edit. Rionegrino-EUDEBA. pp. 120. Citing: Bormida, M. and Siffredi, A., (1969). Mitología de los Tehuelche Meridionales. B. Aires: Runa. v.xii.



Read this post in English


Monstruos de la Patagonia - Criptozoologia, Mitos & leyendas de la Patagonia
2010 Año Internacional de la Diversidad Biológica Copyright 2009-2010 by Austin Whittall ©

Mas sobre los misteriosos Tatchwell

 
Publicado originalmente en ingés el 28.10.10
 
Leyendo acerca de los duendes Tachwüll, pequeños entes que según los tehuelches vivían en la cordillera y que constituían una primigenia y primitiva raza de hombres, encontré un interesante artílo escrito por el estudioso chileno Mateo Martinic B. [1].

En el mismo hace referencia a un texto de autor anónimo e inédito que, entre otras cosas menciona a unos indios denominados tatchwell.

Al indagar, descubrí que el texto no era inédito y había sido publicado en 1843 en los anales de las sesiones de la Cámara de los Comunes [2] del Parlamento Británico y también pude identificar a su autor, Allen Francis Gardiner (1794–1851) un marino británico y misionero que muri&oacue; de hambre en Tierra del Fuego en lo que hoy es territorio Argentino luego de un infructuoso intento de establecer una misión entre los nativos Yámana.

Hoy escribí a la publicación Magallania un "comentario" comunicando esta información y otra referida a los misteriosos "tatchwell". Documento que comparto en línea en el siguiente link:
Comentario sobre un Memorándum inédito referido a los Patagones (Martinic, 2007) por Austin V. Whittall.

El texto es el siguiente:

Leí con gran interés el artículo Documentos Inéditos Para La Historia de Magallanes ‘Memorando Referido a los Patagones’ [1] en la que Martinic divulga dicho Memorándum como un documento inédito de autor anónimo.

Quisiera señalar que dicho manuscrito hab&iacte;a sido ya publicado en el año 1843, [2] fecha que corrobora la suposición de Martinic (alrededor de 1840-41), siendo su autor el capitán Allen F. Gardiner, quién la remitió al teniente gobernador de las islas Falkland (Malvinas) en el año 1842.

En relación con los grupos nativos mencionados por Gardiner, [1][2], éste los vuelve a mencionar en un escrito posterior, [3] y en particular, ubica geográficamente a los enigmáticos tatchwell quienes: se encuentran bien hacia al oeste de las laderas orientales de la Cordillera enfrentados al archipiélago Madre de Dios.[3]

Lo que parecería refutar las conjeturas sobre una ubicación más boreal del lago Chobit (que no sería el Nahuel Huapi) y los pasos cordilleranos utilizados por los tatchwell para llegar a su territorio desde el estrecho de Magallanes.

Asimismo, los nativos ubicados hacia el norte de los tatchwell, los eaks, identificados por Martinic con los indios pampa,[1] podrían ser de etnia mapuche.

Basamos esta hipótesis en la voz utilizada por los los tehuelches septentrionales (günnuna kenna), también conocidos como pampas o puelches, para designar a los mapuche. Estos llamaban a los grupos mencionados con las siguientes denominaciones: […] Mapuche = Tëlunakëna o Iáskas […];[4] donde la voz iáskas, bien pudo ser transcripto por Gardiner al homóófono (en idioma inglés) eaks. Es también probable que la diferencia de idiomas entre los eaks y los tatchwell referido por Gardiner se deba o bien al dialecto de los tehuelches septentrionales o por su uso del mapudungun a causa de su acentuada araucanización a mediados del siglo XIX.

Notas:
[1] MARTINIC B, Mateo. Documentos Inéditos para la Historia de Magallanes “Memorándum Referido a los Patagones”. Magallania [online]. 2007, 35 (2):159-164 [citado 2010-10-27]. Disponible en: . ISSN 0718-2244. doi: 10.4067/S0718-22442007000200013.
[2] GARDINER, Allen F. Enclosure 3 in No. 23. Memorandum respecting the Patagonians. Colonies. Session 2 Feb. 24 Aug., 1843, vol. 33. Great Britain. Parliament. House of Commons Papers. [online] Disponible en
[3] GARDINER, Allen F. Remarks on the Aborigines of South America from Personal Observation. The Patagonians. The Voice of pity for South America. 1851, South American Missionary Society. London, Nisbet p. 92. [online] Disponible en . Traducción nuestra.
[4] BOROMIDA, Marcelo, & CASAMIQUELA, Rodolfo. Etnografía gününa-këna. Testimonio del úúltimo de los tehuelches septentrionales. (1958) Runa, Buenos Aires, 9 (1-2):153-193.


Read this post in English


Monstruos de la Patagonia - Criptozoologia, Mitos & leyendas de la Patagonia
2010 Año Internacional de la Diversidad Biológica Copyright 2009-2010 by Austin Whittall ©

Hits
Desde el 30.09.10:

Copyright © 2009-2010 by Austin Victor Whittall.
Todos los derechos reservados por Austin Whittall para esta edición en español y/o inglés. No se permite la reproducción parcial o total, el almacenamiento, el alquiler, la transmisión o la transformación de este libro, en cualquier forma o por cualquier medio, sea electrónico o mecánico, mediante fotocopias, digitalización u otros métodos, sin el permiso previo y escrito del autor, excepto por un periodista, quien puede tomar cortos pasajes para ser usados en un comentario sobre esta obra para ser publicado en una revista o periódico. Su infracción está penada por las leyes 11.723 y 25.446.

All rights reserved. No part of this publication may be reproduced, stored in a retrieval system, or transmitted in any form or by any means - electronic, mechanical, photocopy, recording, or any other - except for brief quotations in printed reviews, without prior written permission from the author, except for the inclusion of brief quotations in a review.

Favor lear nuestras Condiciones de Utilización y la Política de Privacidad antes de acceder a este blog.

Condiciones de Utilización | Política de Privacidad

Monstruos de la Patagonia - http://patagoniamonstruos.blogspot.com/